Hidratación

La Manteca de Karité, fabricada en muy altas concentraciones, es el bálsamo perfecto para la piel seca y muy seca. Reconocida por sus mágicos poderes nutritivos, la manteca de Karité acelera la renovación celular y repara el filamento hidrolipídico, para suavizar, calmar y confortar la piel. Actúa como una barrera para la piel, ayudando a prevenir la pérdida de humedad y mantener niveles óptimos de hidratación de la piel. Nuestros productos incluyen tratamientos humectantes para suavizar y calmar la piel.